El lenguaje sí importa

Mientras estudiaba para una de las asignaturas de mi carrera, Periodismo, me he encontrado con algo que, lamentablemente, no me ha sorprendido pero sí molestado. Tal y como dictan mis apuntes, la línea recta está marcada por la sencillez, la fuerza y la decisión; es por ello que tiene carácter masculino. No obstante, el óvalo, muestra la delicada tranquilidad femenina. Pensaréis que mi mosqueo no tiene base, que sólo estoy exagerando, pero preguntadle a cualquier escritor si las palabras no lo marcan todo.

En una sociedad que avanza día tras día nos hemos quedado estancados en lo más básico; el lenguaje. A día de hoy, existen muchas palabras que son despectivas para el género femenino. Recordemos, si no, aquella recogida de firmas que se hizo desde change.org para eliminar el término “sexo débil asociado a  “conjunto de mujeres” de la RAE.sexo débil

 

 

 

¿Por qué los niños son “guerreros” (fuertes, valientes…) y las niñas “princesas” (débiles, obedientes…)?, ¿por qué los hombres que no se comportan como se supone que deberían son “nenazas”?, ¿por qué las mujeres que no se comportan como se supone que deberían son “marimachos”?, ¿por qué aunque en un grupo de personas el número de mujeres sea mayor se sigue refiriendo al total de dicho grupo en masculino?,  ¿por qué el “zorro” es un animal pero la “zorra” es, de forma despectiva, aquella mujer que vive libremente su sexualidad?, ¿por qué se sigue utilizando “correr/pegar como una chica” para ridiculizar al individuo?

Podría poner mil ejemplos más, pero no hace falta seguir para darnos cuenta de que tenemos algo que cambiar. Avanzar hacia una sociedad libre de micromachismos empieza por no enseñar, mediante estas referencias, que ser mujer es un insulto.

Tal y como explica la socióloga Inés Alberdi, podemos catalogar dos problemas en el lenguaje. En primer lugar, los chistes y expresiones machistas; y en segundo lugar, el lenguaje sexista. Por suerte, los chistes y las expresiones son más fáciles de controlar. Explicar que debemos terminar con el humor que degrada a un conjunto de personas parece que resulta más fácil de comprender, porque el uso del humor perpetúa la opresión que sufren estos grupos (sexismo, racismo, homofobia…) y normaliza dicha situación, haciéndonos cómplices y culpables de ello. No obstante, lograr que una persona, educada desde su infancia en este tipo de lenguaje, comprenda que su uso también le hace cómplice del problema no resulta tan simple.

Cambiar las normas gramaticales con el fin de acabar, por ejemplo, con el masculino genérico, no es cosa que se logre de un día a otro; y más aún si tenemos en cuenta que nuestro lenguaje ha surgido de una sociedad androcéntrica (práctica, consciente o no, de darle al hombre una posición central en el mundo) que hoy día continúa existiendo.

 

Responsables de la RAE aseguran que terminar con ciertas referencias masculinas daría lugar a la radicalización y a la pérdida de la esencia del lenguaje español. Sin embargo, si la acepción de nuevas palabras o el desuso de ciertos términos antiguos no alteran esta esencia porque, realmente, no suponen una mejora social sino simple evolución, ¿por qué un cambio que haría avanzar y, sobre todo, mejorar a toda la sociedad se considera “radical”?

El lenguaje es el reflejo de la sociedad, de cómo pensamos, de cómo vemos el mundo; que pueda parecer un cambio sin importancia no implica que su repercusión no sea gigantesca. El primer paso es concienciarnos. Si algo te afecta, no lo aceptes, lo normal no tiene por qué ser lo correcto.

Tal vez, cada persona sólo sea una muestra muy pequeña de toda la población, pero recordemos que los grandes cambios comienzan siendo pequeños; en tu mano está que lo divertido deje de ser la polla y lo aburrido deje de ser un coñazo.

Combate el sexismo, cambia el lenguaje.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s